lunes, 11 de octubre de 2010

El contacto físico también es sexo.











¿Cómor ... ? Como diría el famoso cómico. ¿Que sólo el contacto físico es sexo? Sí, eso, por ahí vas bien ... Y sigue ... porque en las relaciones físicas se experimentan sentimientos y sensaciones que tienen que ver con la proximidad física. Es una forma de valorar la intimidad y la proximidad por sí mismas, que sólo considerarlas como la antesala del coito y el orgasmo.

Desde luego en un mundo ideal el sexo tendría que ser una manera de estar cerca, de comunicarse con facilidad con otra persona. Lo que no significa establecer relaciones con más personas o que alguien se vaya metiendo en la cama de todos sus amigos. Entonces sería posible gozar de la proximidad y de la afectividad que necesitamos sin que esta actitud conduzca invariablemente al coito.

Y es que, si todos nos relacionaramos con más personas con afecto y contacto físico, seguramente disfrutaríamos de una atmósfera muy agradable en la que viviríamos con comodidad y no necesitaríamos sentir que siempre el contacto físico va en dirección al coito. Para muchas mujeres es más importante el contacto físico y la proximidad, que los orgasmos con la pareja. Esto se puede aceptar, pero si las mujeres se masturban para alcanzar el orgasmo, es evidente que también el orgasmo es fundamental para ellas.

La verdad es que tanto el contacto íntimo con el cuerpo y la proximidad física, como el orgasmo, son muy importantes para ellas porque muchas veces se han visto obligadas a llegar al orgasmo por caminos separados. Lo que parece más significativo es que el contacto del cuerpo y la proximidad física se han infravalorado en nuestro modelo de relaciones sexuales. Y que los besos, las caricias, la charla y la ternura que hay en la pareja cuando se gustan y disfrutan estando juntos, es también muy importante. Que el sexo tiene que apoyarse en la sensualidad mutua, en la comprensión y en ese estar cerca físicamente, y las caricias se han considerado desde tiempos inmemoriales como una forma de sexualidad que no siempre es preludio del coito.

Según Kinsey también otros mamíferos se acarician mucho como una forma de sexualidad. Y añade "en la mayoría de los mamíferos hay una gran cantidad de juegos sexuales que nunca conducen al coito. Casi todos los mamíferos se unen y exploran con sus morros. Labios con labios, lenguas con lenguas, y emplean la boca para manipular todas las partes de su compañero, incluyendo los genitales" Y añade : "algunos animales esperan horas o días de juegos sexuales antes de llegar al coito, si es que no se separan antes de la unión genital"

Foto : juntos

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Dime, ¿qué te parece? Si lo prefieres, llámame al 639 555 994 y podré orientarte mejor.