jueves, 8 de diciembre de 2011

La terapia por teléfono. Un método eficaz









El ritmo de vida en la actualidad ha hecho que cada vez más pacientes decidan hacer las consultas por teléfono.

La mayoría de los terapéutas programan una cita para atender en persona a sus pacientes, aunque las últimas informaciones sugieren que la terapia por teléfono podría ser la mejor opción para cierto tipo de pacientes. Un análisis hecho recientemente sobre la terapia por teléfono, por la Universidad de Northwerstern nos muestra que los pacientes que reciben terapia vía telefónica en casos de depresión, problemas con la pareja ... más del 90% continúa con ella.

Además los investigadores descubrieron que la terapia telefónica es tan efectiva en caso de depresión o problemas de pareja como la terapia cara a cara. Y estas personas notan cómo se reducen los síntomas ya desde las primeras sesiones.

Yo inicié este tipo de tratamiento viendo que algunos pacientes vivian lejos, en pueblos o en otras ciudades, o les era dificil asistir por el horario de trabajo. Otros se trasladaron a otro país y como el vínculo ya estaba establecido acordamos continuar por teléfono.

El Doctor Mohr señala que "uno de los síntomas de la depresión es que la gente pierde toda motivación" y añade " es muy dificil para ellos hacer todo lo que se supone que tendrían que hacer ... llegar a la cita con el terapéuta es una de ellas"

También la falta de tiempo es uno de los
principales motivos por los que muchas personas solicitan ayuda terapéutica a través del teléfono. Sí la falta de tiempo, y además el miedo, que para algunos pacientes es enfrentarse a sus problemas ... han propiciado que se imponga esta alternativa frente a la consulta tradicional.

Este tipo de servicios aunque parecen actuales ya llevan años funcionando. Porque para hacer una terapia con éxito no se necesita estar en la consulta de un sexólogo. Y en los demás aspectos la consulta se desarrolla de la
misma manera que una consulta en persona. También es más cómodo, rápido y eficaz. Es un método que sólo aporta ventajas.

Los problemas más tratados van desde las fobias sexuales, como el vaginismo, hasta situaciones difíciles con la pareja o bloqueos y en las que se hace necesario un seguimiento continuo del paciente. También se lleva a cabo la terapia de pareja.

Y mujeres y hombres recurren a estas terapias cuando en algún momento de su vida necesitan la ayuda de un profesional.

Las sesiones se conciertan por teléfono y empiezan a la hora señalada. Es necesario ser puntual y no confundirse con los cambios de horario, si se llama desde el extranjero. El coste de los honorarios varía según sea la duración de la sesión y el caso de que se trate.

Es una alternativa que empleo desde hace más de diez años y los resultados son magníficos. Os animo a empezar!

La que veis es una foto,
tomada por mí, del Palacio de Comunicaciones en la Plaza de Cibeles, en el corazón de la ciudad de Madrid, en España.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Dime, ¿qué te parece? Si lo prefieres, llámame al 639 555 994 y podré orientarte mejor.