lunes, 4 de agosto de 2014

¿Y si creces en la cueva?















En consulta me decía una paciente : si estás casada toda la vida con el mismo hombre, vas viendo a tus hijos crecer, a tus amigos cambiar y experimentar, a veces pienso ¿si tenemos una pareja de largo recorrido, estable ... estamos de alguna manera limitando nuestro desarrollo y nuestras experiencias?

¿Cómo afecta en nuestra evolución haber vivido en distintos países, haber ejercido varias actividades profesionales diferentes y haber podido incluso cambiar de creencias? ¿En qué nos ha servido de crecimiento habernos volcado con entrega y pasión con diferentes personas y vivir en diferentes familias? De hecho enfrentarnos a otras experiencias muy diversas, sin duda demanda recursos, incluso desconocidos que reposaban en nuestro interior  y que con la necesidad, despiertan.

Muy cierto es que nuestra inteligencia verdadera tiene que ver con la capacidad de adaptación que tengamos para sobrevivir. Y es que en realidad la capacidad de asumir riesgos es la que a menudo nos conduce a lo NUEVO. ¿Qué habría sido de nuestra evolución si no nos impulsa la necesidad de entrar en áreas desconocidas

A propósito de esto reproduzco una de las interesantes conversaciones de Al-Ahim y su burro Al-Hem del libro "Yo soy cuando Comprendo" de Cayetano Arroyo, donde Al-Hem son las circunstancias y Al-Ahim la vida cotidiana :

"Un día Al-Hem llevó a Al-Ahim a través de uno de los desfiladeros y una garganta que formaban las montañas.

Al-Ahim que nunca había estado por semejantes lugares, estaba inquieto e iba con miedo. Entonces Al-Hem le dijo : "Este miedo que tienes es el precio que pagas por ver algo nuevo. La mayoría de los humanos prefieren sacrificar el miedo por la comodidad y la tranquilidad de ver siempre lo mismo" Y le sentenció : "Sólo perdiéndiose se encuentran nuevos caminos"
 
Como especie ¿qué habríamos conseguido si no hubiéramos tenido la valentía de salir de nuestras zonas seguras? Si no hubieramos vivido con la incertidumbre en ciertos momentos en los que era imprescindible avanzar y descubrir ¿ahora dónde nos encotraríamos? ¿Es cierto que en nuestro progreso es bueno vivir rupturas y experiencias con nuevas parejas?

Os propongo conocer "El sexo, magia para tu cuerpo" Mi nuevo libro publicado por Amazon la tienda online más visitada del mundo. Pincha este enlace para comprarlo :

http://www.amazon.es/dp/B00GT4HOA0

La realidad es que la variedad de experiencias que obtienen quienes cambian los escenarios de pareja, como los que permanecen investigando el mismo rostro puede llevarnos a un espacio de conciencia en el que se basa la vida humana. ¿Todavía hay alguien que cree que el universo permanece igual, es decir ... no cambia? Algunos para poder evolucionar y tener acceso a esos cambios necesitan la ayuda de un Terapéuta de Pareja.

La realidad es que todo, incluso la mente del prisionero en una celda cambia. Todo está en periodo permanente de transformación excepto el observador neutro e inmóvil que es el testigo. Es por eso que hay que darle al camino sólo la importancia que tiene, y respetar a quienes para transformar su vida y renovarse necesitan cambiar el rostro de su pareja o aquellos que renuevan su relación si dejar de estar atentos a los ojos que desde hace ya tiempo les acompañan.Tenemos que honrar ese tren al que tuvimos que subir al nacer, porque es ese y no otro el que va recorriendo nuestro destino en ese laberinto de ida y vuelta.

Foto : mirando la mar

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Dime, ¿qué te parece? Si lo prefieres, llámame al 639 555 994 y podré orientarte mejor.