martes, 20 de enero de 2015

¿Eres tú el que rehúye el sexo?


Lo mejor es sacar el tema ya, en una conversación y quizá en más de una. Procura definir el problema y las posibles soluciones, y que tu pareja esté al tanto de
la dificultad y de las alternativas que le das. A ti te toca escuchar sus sugerencias, llegar a un acuerdo en la posible solución y empezar a crear un plan de acción. Poneros un plazo para comprobar que funciona y... celebrarlo.

Para que la comunicación sea eficaz busca el momento idóneo, y con tacto encuentra un momento tranquilo. Explícalo claramente y sé concret@. Háblale de lo que necesitas, de cómo lo sientes. No le hables de lo que él/ella hace o no porque puede llegar a culpabilizarse. No muestres desprecio ni estés a la defensiva. Cuando expreses una queja que quede claro que rechazas la conducta no a tu pareja. Escucha con atención y comprueba que os habéis entendido.

Como eres tú quien rehúye el sexo te dejas llevar por la inercia porque te resulta cómodo... pero ¿tu le quieres? Y aún así sigues a pesar de su descontento, de su infelicidad... Qué triste si lo has decidido... ¿Le quieres o tu amor es una suposición? Piensa en esto. 

¿Sabéis que cada uno de vosotros goza de un privilegio para destruir o potenciar la forma de funcionar sexualmente o de sentir el placer del otro? como decía Helen Kaplan, por eso cada uno de los dos tiene una gran responsabilidad con su pareja. Tenlo en cuenta.

Esta conversación es necesaria, pero quizá ambos no necesitáis la misma frecuencia sexual. Interpretáis y dáis cosas por supuestas, lo que va en contra vuestra. Tenéis que empezar por concretar qué es buen sexo y aclararos. ¿Cuánto sexo desearías tener? ¿Qué entiendes por sexo? ¿Hay algo que te disgusta y que no tiene que ver con la frecuencia? ¿Con qué relacionas vuestras diferencias? -Sin señalar a nadie- ¿Hay cosas que puedan favorecer para vivir mejor esta situación? ¿Quizá algo que no es sexual y que puedo hacer yo? 

Escucha a tu pareja con tu empatía, quizá tiene algo que decirte o existen diferencias entre vosotros, uno quiere sexo agresivo y el otro hacer el amor, o abordar cómo hacer frente a la rutina. Y es que no sólo expresa sus deseos y sus necesidades, sino te muestra sus sentimientos, sus miedos, su dolor. Si estuvieras en su piel ¿cómo te sentirías? Se trata de que os miréis a través de los ojos del otro. Y si habláis con sinceridad podéis conocer cuál es la frecuencia sexual preferida por el otro, lo que podría mejorar los encuentros que tenéis, y qué es lo que echa de menos...

Para vosotros es importante compartir todo lo que os ayude a entenderos mejor. No sea que creáis que habláis de lo mismo y cada uno esté en un pueblo.  Cuando todas vuestras necesidades estén expuestas hay que llegar a un acuerdo, a comprometeros... ¿no?

Y por qué no darle una oportunidad al ¿por qué no? en lugar de decirle "no me apetece, estoy cansado" permites el acercamiento, te dejas acariciar... -porque suponemos que te importa- y a ver qué pasa. Seguro que si tu actitud es positiva vas a disfrutar y si cambias el pensamiento: te dices voy a por mi placer en lugar de "a ver si acaba pronto" o cualquier otro pensamiento que impida tu disfrute...

Y si tu que me lees eres varón, los sexólogos sabemos que esto también se puede aplicar a los hombres porque el modelo de respuesta sexual lineal: "deseo, excitación, meseta y orgasmo" no tienen por qué seguirlo siempre. A veces partes de una postura de neutralidad sexual y no tienes deseo previo para acercarte a ella o permitirla acercarse... Creo que no pierdes nada si la das una oportunidad, utilizas el "por qué no" y te dejas acariciar y acaricias y... a ver qué sucede. ¿Te parece?

Foto: en tu espalda

3 comentarios:


  1. hola ana,me llamo isa,y me encuntro en una situacion muy dificil respect a mi relacion de pareja,que esta a punto de romperse,y por mi culpa,,le quiero tanto y no coincibo no vivir a su lado,,pero ya hace un tiempo que no le deseo y siempre le digo ke no,,no me sale,,lo intent de veras,,pero cuando empezamos no lo soporto,,tenemos una Buena convivevcia y dos niñas,,llevamos 10 años juntos y al principio todo era ideal,porque habia sexo,el me dice que ya no le quiero porque si le kisiese desearia estar con el intimamente,,y a veces me pregunto ke si tiene razon...que hago? el ya esta cansado es infeliz y no soporto la idea de ke se valla,,,verlo sufrir,,el me ama tanto,,es detallista y siempre me dice lo guaoa ke soy y ke me ama,,alomejor el darnos un tiempo nos vendria bien,no?alomejor mi deseo vuelve,,ke opines,,me siento tan frustrada,,el me ha dicho ke se va de casa,,ke hago,,yo tampoco le puedo retener,,kiero ke sea feliz,,pero ke duro es esto,,porke a mi?no le puedo prometer ke voy a desearle ya,,eso es una cosa ke te nace,,,que frustrada me siento,,,gracias

    ResponderEliminar
  2. Hola, este es un problema que hay que tratar en consulta. Es necesaria Terapia Sexual para conseguir que el deseo reapaezca y podáis entenderos como al principio´.

    Podemos hacer Terapia Sexual, si estás en España por teléfono, o por wassap si te encuentras en otro país. Es un problema que tiene solución. La consulta se paga con Visa.

    Mi teléfono es el+34 639555994

    Un saludo

    ResponderEliminar
  3. Mi consulta está en Madrid, en España, y hay que pedir cita : +34 639555994

    Hasta pronto

    ResponderEliminar

Dime, ¿qué te parece? Si lo prefieres, llámame al 639 555 994 y podré orientarte mejor.